jueves, 17 de julio de 2008

Pechuga de pollo a la plancha con salsa de manzana

Esta pechuga de pollo no tiene una preparación especial y esta es muy simple. La novedad tal vez es emplear una salsa de manzana al caldo de carne, ya que es más usual utilizarla con caza o carnes más fuertes.
Hice muy poca cantidad, media manzana hermosa, la corte en gajos y acto seguido le añadí una cucharada de zumo de limón para que no se pusiera negra.
Añadí el agua correspondiente y la puse a cocer suavemente hasta que se evaporase toda el agua, hay que tener cuidado en los últimos momentos para que no se nos queme la manzana.
Una vez la manzana seca le añadimos
Un caldo desengrasado de carne, un poco de aceite de oliva virgen extra y seguimos cociendo. Con un batidor de alambre le vamos dando unas pasadas hasta que deshagamos la manzana. Se podría hacer con una trituradora eléctrica, pero en esta salsa me gusta que la textura sea espesa e incluso con pequeños trozos de manzana. Salar al gusto
Aspecto final de la salsa de manzana.
La pechuga una vez salpimentada la pasamos por una plancha pintada con aceite o sartén con poco aceite. La temperatura del foco calorífico alta.
El motivo de hacer la pechuga a fuego fuerte es para que se nos tueste rápidamente la superficie y entre al interior el calor justo para que quede hecha. Cuanto más tiempo esté la pechuga en el fuego más seca nos quedará y por lo tanto perderemos características organolépticas.
Para emplatar pondremos la pechuga y al lado la salsa de manzana o primero pondremos la salsa de manzana y encima la pechuga.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

buenas tardes, usted disculpe mi ignorancia (de verdad me da mucha pena preguntar pero ni modo... Hay q aprender) como preparo el caldo de carne??
mil gracias!
excelente blog!!

Apicius dijo...

Hola Anónimo comunicante:
En la vida no hay ignorancia si se tiene ganas de aprender. No todos podemos saber de todo.
El jugo de carne, más técnicamente llamado en cocina "fondos", que lo mismo pueden ser de carne, pescado o verduras.
El caldo de carne concretamente se prepara a base de cocer carnes magras, huesos y algunas verduras. Los procesos de cocción son largos. Al final se clarifican los fondos y se pueden congelar para utilizarlos cuando convengan.
En este enlace tengo una representacion y vaga descripción de como los hago y conservo.
Por reducción de estos fondos se obtienen concentrados que ocupan menos a la hora de conservarlos.
En un futuro que espero sea próximo haré un fondo paso a paso.
Gracias por su comunicado y sobre todo por leerme.
Saludos