domingo, 12 de septiembre de 2010

Tamales rellenos de carne de cerdo

En primer lugar pido disculpas a los Mexicanos al tratar de emular esta receta de su acervo cultural, que tendrá más de un defecto en su preparación, pero es lo que he podido hacer. Las hojas de maíz no son las idóneas, pero no hay más por estos pagos.
Para esta preparación en necesitado carne de chancho (cerdo) picada, unos tomatitos rojos y unos verdes, (los verdes no son tomates rojos que no han madurado, son una clase de tomates que ya completamente maduros se quedan de color verde), manteca de cerdo, harina de maíz, hojas de panocha de maíz, caldo de gallina sin clarificar, cebolla, unas hojas de cilantro, unos granos de comino y como no unos chiles. (Algunas cosas no están la fotografía)

 Comienzo poniendo las hojas de la panocha de maíz a remojo, estas no estaban secas, como debía de haber sido, estaban medio secas.
 Comenzamos picando la cebolla y la pochamos con una cucharada de aceite de oliva virgen extra.
 Mientras preparamos los tomates, troceándolos. A mi me gusta que se vea en la preparación los ingredientes, por lo tanto no los pico muy finos.
 Ya cuando tenemos la cebolla pochada y comienza a tomar color.
 Añadimos la carne de cerdo picada y vamos rehogando todo el conjunto hasta que la carne de cerdo cambie de color.
 Más o menos así interpreto que tiene que quedar la carne.
 Ahora añadimos el tomate y el chile suficiente para darle el grado picajoso que deseemos, sazonamos con sal y añadimos el cilantro.
 Revolvemos de vez en cuando y lo tenemos a fuego suave hasta que el tomate se pueda deshacer bien pero sin que llegue a romperse.
Mientras se va terminando de cocinar el tomate vamos preparando la pasta para los tamales, comenzamos batiendo 75 gramos de manteca de cerdo
 Cuando ya la tenemos en pomada, a mi me quedó un poco demasiado fluida.
 Añadimos la harina de maíz, en total 225 gramos, sal y unos granos de hinojo, vamos batiendo y
 añadiendo más harina hasta que esta quede totalmente integrada con la manteca. Añadimos un poco de levadura química (una cucharilla), ya que la de panadero no actuará al no tener la harina de maíz gluten.
 Llegado al grado anterior vamos añadiendo el caldo de gallina, poco a poco y batiendo. Dicen que hay que añadir caldo y batir hasta que la masa comience a tener burbujas. Todavía tuve que añadir un poco más de caldo y más batido después de tomar esta fotografía. Dicen los expertos que el grado optimo de la masa es cuando se hace una bola pequeña y se pone en un vaso de agua, si flota la masa está perfecta.
 Con la masa vamos pintando las hojas de maíz y encima de la pasta ponemos el relleno.
 Luego se envuelven con la ayuda de la hoja de maíz y se atan los extremos con un cordel de cocina. Luego se ponen en una vaporera y se cuecen por al menos una hora, yo los cocí una hora y 20 minutos. Si no se tiene vaporera se puede poner en un puchero u olla una rejilla, (la cestilla que viene con las ollas rápidas), se pone la rejilla del revés y se añade agua hasta que quede justo al nivel de la rejilla. Encima ponemos los tamales, tapamos la olla con un paño y encima la tapa, para tener la mínima perdida de vapor. Precaución que no se os quede la olla sin agua.
 Estos tamales que veis en esta imagen, ya han pasado por la vaporera. El de arriba esta con su cobertura de maíz y el otro sin ella para que se vea como ha quedado. A la mesa hay que sacarlos en una cestilla, protegidos con una servilleta para que no pierdan calor, cada comensal se va sirviendo y tendrá a mano una tijera para cortar el cordel, operación que se puede hacer con anterioridad. Así mismo tendrá cerca un platillo para dejar la envolvente de los tamales y una salsera con la clásica salsa mexicana, tomate cebolla y chile.
 Así fue como lo deguste después de removidas las hojas de maíz y con la salsa correspondiente.

16 comentarios:

capisi dijo...

Riquisima receta, un beso.

Giovanni dijo...

Interesante, qe bien qe pongas recetas Méxicanas, asi para qe la gene conosca mas de la cultura Méxicana qe no solo son chiles y tequilas jeje.

Saludos desde mi querido México!!

Carmela ( Sunflower ) dijo...

Me ha gustado mucho la receta, muy bien explicada. Un saludo.

Gabriela, clavo y canela dijo...

Que maravilla Apicius que ha hecho tamales y además, en apariencia le han quedado estupendos.
Yo sé lo que significa no tener los mismo ingredientes y sortearlos. Me pasa cuando hago paella valenciana y no tengo el garrofón ni la ferradura, asi que le pongo alubias y ejotes (judías).
Hay varios tipos de tamales, nosotros no derretimos a fuego la grasa de cerdo, sino la batimos como si fuera mantequilla.
Hay personas que le ponen ya cocida la carne de cerdo, otras que le ponen cruda la carne de cerdo, y se alcanza a cocer con el vapor. A mi no me gusta mucho eso porque me da miedo que no se cueza bien, asi que siempre hago con carne cocida.
Un abrazo Apicius.
Gaby

Apicius dijo...

Hola Capisi:
Gracias por el comentario.
Saludos

Apicius dijo...

Hola Giovanni:
Por supuesto que en México, con su cultura milenaria, hay más cosas que chiles y tequila, se le ha olvidado los Mariachis ( que tambien es cultura).
Gracias por la nota y sobre todo por leerme.
Saludos

Apicius dijo...

Hola Gaby:
No solamente en apariencia, sino en textura y sabor tambien. ¡Que voy a decir yo!
Yo la grasa, en un principio la iba a batir, hasta dejarla pomada, pero la había sacado de la nevera y estaba muy dura, la arrimé al fuego y me pasé un poco.
Opino, tal vez equivocadamente, que si se pone el relleno crudo, lo que habrá que tenerlos algo más de tiempo cociendo en la vaporera.
Gracias por los comentarios, los cuales tomo buena nota.
Saludos

Apicius dijo...

Hola Carmela:
Me alegra que encuentra las explicaciones entendibles. Muchas veces pienso, esto que escribo igual no se entiende debidamente.
Gracias por sus palabras.
Saludos

Laura dijo...

Lo sigo desde hace tiempo y su blog se me hace uno de los mejores blogs culinarios, felicitaciones por sus tamales y por poner una receta mexicana que me ha puesto de buen humor. Saludos de una mexicana en Italia.

Apicius dijo...

Hola Laura:
Y Vd. me ha alegrado el día con su comentario.
Creo que mi blog es modesto, hay muy buenos blogs en la red, lo que si le puedo decir que lo hago con cariño y trato de difundir lo poco que se de esta ciencia/arte que me apasiona.
Gracias por sus palabras y sobre todo por ser una lectora tan veterana.
Saludos

[[Nutella]] dijo...

antes que nada viva mexicooooo!! gracias por hacer uno de los platillos mas representativos de mi pais y asi contribuir al concurso, casi perfecta la receta, z excepcion de lo que comentaba gaby la manteca se bate mucho eso le da consistencia a la masa y la proporcion ideal es a un kilo de masa u harina son 250gr de manteca, en mi blog en el archivo de comida mexicana o en el de masa esta una receta de tamales, por si te interesa, aunque esta es muy completa, un consejo las hojas de maiz deben estar secas y son de color amarillo y deben ser mas grandes para hacer un cuadrito o rectangulo que se logra doblando la hoja varias veces de ahi en fuera los tamales se ven perfectos...suerte en el concurso

Apicius dijo...

Hola Nutella:
Ya lo puse en la contestación que dí a Gaby, que las hojas de maíz que utilice no eran las idóneas, ya que no las pude conseguir secas.
La manteca, la batí bastante, pero como la saqué de la nevera estaba un poco dura y calenté el bol ligeramente y me pasé.
Tomo buena nota de sus consejos y los que da en su pagina sobre los tamales que ofició.
Gracias por la nota y sobre todo por leerme.
Espero verla por mi concurso, mal dicho, por el concurso de todos.
Saludos

[[Nutella]] dijo...

por favor no me hables de ud que todos somos muy jovenes, eres muy valiente al hacer tamales, porque es un platillo muy laborioso, pero se ven muy buenos, yo eso comi el 15 de septiembre para festejar el bicentanario :D pero los compramos porque solo eramos 5 personas jeje saludos

Apicius dijo...

Hola Nutella:
Efectivamente todos son muy jóvenes con mi excepción que soy joven de espíritu, pero con mis años encima.
Gracias por permitir tutearle, pero es una costumbre que tengo, que la quebranto de vez en cuando, cuando con el interlocutor es conocido o él me tutea.
Muy agradecido por el comentario.
Saludos

El presente ya es el porvenir y el olvido. dijo...

se ve todo esto muy delicioso espero me queden igual


saludos.

Maria malla

Apicius dijo...

Gracias María Malla por la visita y el comentario.
Igual no le van a quedar, estoy seguro que mejor.
Saludos