lunes, 4 de julio de 2011

Chocolatinas con Valrhona Caraïbe chocolate negro 66% rellenas con palomitas de amaranto

Como tenía unas palomitas de amaranto que me sobraron de la preparación de galletas de amaranto, me dije, con esto voy hacer unas chocolatinas y en vez de hacerlas con arroz inflado les puse estas palomitas.

Troceé chocolate de cobertura de Valrhona Caraibe 66% y
calené la cobertura a 52 grados C. para enfriarla a 28º C y
volver a subir a 32º C, añadir las palomitas de amaranto,
poner la mezcla en los moldes y dejar enfriar.
Aspecto de las chocolatinas una vez desmoldadas, los puntitos blancos que se ven en el corte son las palomitas de amaranto. Resulto una combinación muy agradable.

8 comentarios:

Carlos Egea García dijo...

¡Madre mía! Especial para golosos.
Lo siento, Apicius, pero esto no lo voy a hacer, que nada más que de pensarlo ya estoy engordando.
Sigo siendo muy buena esta serie tuya de trabajo con las semillas de amaranto.
Gracias, Apicius.
Carlos, de Vegetal... y tal.
http://vegetalytal.blogspot.com

LA COCINERA DE BETULO dijo...

Qué chocolatinas más buenas, seguro. Le han quedado muy bien.
Besos.

Apicius dijo...

Gracias Calos y Cocinera de Betulo por visitar mi cocina y dejar un comentario.
Saludos

Viena dijo...

Estos bombones o turroncitos, me los imagino crujientes ¿es así? Tengo una curiosidad cada vez mayor por conocer el sabor del amaranto. A ver si me deslío un poquito y tengo tiempo de ir a buscar en algunos lugares que conozco y que seguramente tendrán.
Un abrazo.

Apicius dijo...

Hola Viena:
En realidad la textura es como las de las chocolatinas que tienen arroz inflado en su composición.
Estas no estaban muy crujientes porque tenia pocas palomitas de amaranto.
Sobre el sabor del amaranto yo lo pondría entre algo de saúco, marcado sabor a regaliz de palo, algo de raíces frescas, no voy a decir que el sabor sea excepcional, pero los valores nutritivos de estas semillas parecen interesantes.
Los sabores son menos acentuados en las semillas sin tostar
Si no consigue semillas de amaranto dígamelo.
Saludos

Viena dijo...

Muchas gracias Apicius, tengo que ir ¡todavía no he tenido tiempo! a donde suelo comprar mis cosas "raritas" jeje y creo que las tendrán. De todas formas, muchas gracias, porque si no las encuentro, se lo diré.
Usted tiene que decirme también si encontró la flor de almidón (de trigo) para cocinar algunas cosas, y si tiene interés, para que yo le envíe, así hacemos un intercambio más justo que siempre es usted el que me envía cosas y me siento en deuda perenne.
Un beso.

Apicius dijo...

La verdad que la flor de almidón creo no tener dificultades de obtenerla, tal vez cuando planifique utilizarla, la tendré que pedir a mi amigo Txema de Artepán. Por supuesto que si no la consiguiese le avisaría.
No se cuando la utilizaré ya que mi agenda de cosas para hacer esta que no admite una entrada más.
Gracias por su ofrecimiento, que la anoto en mi agenda junto a la entrada de las Pellas Orihuela.
Saludos

Charito Peraza dijo...

desde niña yo conocía el amaranto con el nombre de kiwicha, actualmente vivo en Brasil y recientemente a llegado el amaranto por aqui, lo bueno es que descubrí la versatilidad que tiene el amaranto. Me encanto tu receta y si me lo permites quiero hacer dos cosas, la primera es traducir al portugués y ponerla en una red social especifica de culinaria y la segunda es llevarla a mi blog, logico que después que la haga aqui en casa, pues de acuerdo con lo que leí y entendi me parece una receta ejemplarmente deliciosa.