martes, 25 de noviembre de 2014

Locha al horno también se denomina a la portuguesa (Re-editada)

Recetas del pasado actualizadas.
Una locha que previamente la habremos limpiado y salpimentada al gusto y la dejamos en espera de recibir las ondas térmicas. 


En una rustidera preparamos la cama para el horneado de la locha con unas patatas cortadas en discos, un tomate y media naranja, cortadas así mismo en rodajas y algo de piel de naranja cortada en brunoise, un chorreón de aceite de oliva virgen extra, salpimentar al gusto y hornear hasta que la patata este blanda. Lo horneo antes ya que con el tiempo de asado de la locha no daría tiempo a que estuviera la patata en su punto, o al menos en el punto que a mi me gusta.
Ya las patatas en su punto, coloco la locha con la parrilla encima de la cama, para que todos los jugos que segregue el pescado durante su cocción mojen y saboricen las patatas. Después de hacer la foto puse casi toda la cama debajo de la locha para que estuvieran un poco protegidas y no se quemasen. Al pescado le puse el sensor de la temperatura y ajuste el sensor a 65º C en el interior, cuando se alcanza esta temperatura el horno se desconecta automáticamente y da un aviso. Las cuatro piezas que se ven encima son un albaricoque.
La locha, una vez que ha alcanzado los 65º C en su interior estará lista para ser servida.
 Una ración emplatada