jueves, 14 de enero de 2016

Centolla en concha peregina

Para esta preparación
utilizaremos un par de centollas de las que extraeremos todas sus partes comestibles y con mucho cuidado dejaremos la carne sin un vestigio del caparazón.
y una cebolletas y puerro que pocharemos con un par de cucharadas de AOVE. 
Cuando tenemos el conjunto cebolletas/puerro bien pochados, añadimos una copa de brandy y flameamos, una vez apagadas las llamas, añadir  un poco de salsa de tomate, salpimentar al gusto.
Nota: Cuando se flamea hay que tener cuidado y apartar la cazuela de la campana extractora de la cocina, no es la primera vez que ha salido una ardiendo.
A lo anterior añadimos la carne de las centollas, comprobamos el sabor y rectificamos de sal si fuera necesario. Le va muy bien añadir un huevo duro machacado, aunque en esta ocasión no se lo puse.
Distribuimos lo anterior en unas conchas de vieira, espolvoreamos con pan rallado y encima ponemos una avellana de mantequilla. Ponemos debajo del gratinador hasta 
 que la superficie tome un dorado color.

3 comentarios:

Juan Ramón Jiménez dijo...

que buena pinta

Viena dijo...

Qué cosa más rica Apicius y ahora que las centollas han bajado de precio, que vamos, en navidades no se podía una arrimar a ellas, pero ahora vuelven a su estado normal.
Me la apunto en mi carpeta de pendientes y no será muy tarde cuando la haga.
Un abrazo

Apicius Apicio dijo...

Gracias Viena y Juan por la visita y comentario.
Que pasen un buen día.
Saludos